miércoles, 28 de noviembre de 2007

Bajo tierra...



Entre sonrisas
toca un acordeón
por dos monedas.

10 comentarios:

MARISA dijo...

da gusto ver cómo disfrutan enseñándonos canciones a cambio de aunque sea una sonrisa.. gracias a los que animan las calles.

PRU dijo...

El mérito de intentar ir sonriendo a la vida, aunque se reciba poco a cambio...

Besos en el metro...

Maslama dijo...

sonrisas de caimán.. detrás, miedo y miseria.. pero seamos optimistas..

me ha gustado mucho este haiku, without, es muy evocador.. en combinación con la foto, casi un «déjà vu»

besos!

LeCaprice dijo...

Sin temor a equivocarme, el destino se cumplirá plenamente: en mi caso, la música fué más allá...

Me encanta la foto.un besito

Blau dijo...

Que sigan sonriendo.

Un beso

without dijo...

Hola Marisa,

Muentran las dos caras de una misma moneda.

Un beso

without dijo...

Hola Pru,

Una sonrisa vacía en labios de un desesperado...

Sí, tiene mucho mérito.

Un beso entre vías.

without dijo...

Hola Maslama,

Y que otra cosa les queda?

Me alegra que te haya gustado tanto este haiku. Cuando mis neuronas se pongan a trabajar quizás surja algún otro.

Un beso

without dijo...

Hola Lecaprice,

Es ierto que nos equivocamos, aunque hay veces que merece la pena.

Un beso

without dijo...

Hola Blau,

Seguramente seguirán así hasta que la vida se acuerde de sonreírle a ellos.

Un beso